domingo, enero 30, 2011

Mar de hierro

Mar de Hierro

Joaquín Ortega

No supiste de la caída de cazadores pulverizados

Los miércoles de apostillas en el Carso

Cuando los padres viudos despeñaban meteoros sobre los mares de hierro

No estabas para verlos despierta

Los accidentes victoriosos interrumpían la armónica

Formando más ficticia la tierra, a veces partitura

Tocada por gruesas manos de piras espesas

Y como muchas

Contabas belleza como cartas frente a un vidrio estrellado

Sin que nunca escucharas de aquello

Cabellos rojizos tras las montañas numerosas

Y los tres salmos se doblaron

Bajo las lenguas firmes

En columnas de puños

Que dibujaron corazas afiladas sostenidas como cruces y marinas

No ibas de paseo por ningún ramal pidiendo

Al frente de La Parca... la parca

Cepillos de centellas para los corceles numerados

¿Y para qué dormir bajo el techo que promete peores comidas y buena agua?

¿Para qué guardar en bolsas para el hombro venas blancas y cabezas de viento?

¿O un río muerto que rezonga desde una tabla?

Es época de arruinarse temblando en miradas

Cuando los padres viudos

Despeñaban meteoros sobre los mares de hierro

No estabas para verlos despierta

Auras sucias bajo de una vela seca en los bestiarios

Colocan en láminas esferas fértiles

Que sin pasos se están anunciando

1 comentario:

Jose Luis Acevedo Arguedas dijo...

Muy buenas lineas mis felicitaciones y sigue asi, es grato leerte.